Recortes en el agua

15 diciembre 2006

No estoy deprimida, estoy olvidada

Estoy aprendiendo a colocar las palabras exactas, es tan importante, creo. Aprendo que no estoy deprimida, sino que me he distraído y me olvidé de mí. De mis riquezas, de mis oportunidades, de mi gran libertad de elegir. Me olvidé de lo que de verdad me importa, me olvidé de lo que quiero para mí, me olvidé de darme contento. Me olvidé de quererme, de darme lo mejor, de confiar en mí. Me distraje buscando respuestas fuera de mí, olvidé que yo las tengo todas, en mí.
Hoy me estoy recordando y me aprendo de nuevo, menos mal que se puede volver a prender lo que se olvida!!!
Para quienes me leéis y tenéis una amnesia que os ha hecho olvidaros, tened esperanza, cualquier día os encontraréis aprendiéndoos de nuevo.
Me gustan los trabalenguas, y el tangran.

1 Comentarios:

Anonymous Anónimo dice...

Olvidarse de uno mismo es no existir y no existir es no sentir... No se puede dejar de sentir ya que es el camino hacia la muerte... Vive, siente, amáte y se feliz....

3:50 p. m.  

Publicar un comentario

<< Home